En Este Artículo:

Una puerta automática le permitirá pasar las puertas sin ningún esfuerzo y en un gran silencio. Para el usuario, no hay riesgo, porque con los sistemas de seguridad en su lugar, la puerta automática es más segura que una puerta estándar.

La puerta automática, el confort y la seguridad.

Aún no reconocida, la puerta automática ya no está reservada para los presupuestos más ricos, con una gama que ofrece modelos de gama alta pero también referencias más asequibles. Su uso en puertas interiores sigue creciendo, gracias a la posibilidad de agregar automatización en casi todos los tipos de aberturas.

Una puerta automática también satisface todo tipo de necesidades y tiene innegables ventajas:

  • para los ancianos quienes tienen dificultades para abrir y cerrar una puerta, optar por un automatismo aporta un verdadero confort,
  • Para personas con movilidad reducida., una puerta automática ofrece comodidad de uso y seguridad en caso de necesidad,
  • en silencio, La puerta automática no hace clic,
  • estético, agrega un elemento de carácter a tu decoración,
  • asegurar evita que los niños se atasquen en él, además, en caso de fallo, es posible activar el sistema de seguridad para moverlo manualmente,
  • comodidad de uso Se incrementa para todos los usuarios.

La puerta automática, las normas y la vigilancia.

Al elegir su puerta automática, tenga en cuenta que diferentes estándares garantizarán la calidad y confiabilidad de este sistema:

  • una norma europea, la EN 13241-1, exige un resultado estricto y alto en la calidad de la seguridad de una puerta automática. Este estándar garantiza que la puerta no pueda cortar, cortar, pellizcar o arrastrar a nadie,
  • una norma francesa, la PFN 962, En general establece las mismas garantías en cuanto a la seguridad ofrecida por la puerta automática al uso.

Además, la ley exigirá que revise periódicamente su puerta automática. Esto por diferentes razones:

  • Garantizar la fiabilidad del producto.. En lugar de arriesgarse a una avería o un accidente, por ejemplo, con una puerta que no se puede abrir con toda urgencia, es mejor mantener su puerta automática,
  • garantizar la seguridad del producto y, en particular, el hecho de que siempre cumple con las normas. Esto es extremadamente importante con los niños y los ancianos,
  • garantizar la comodidad del usuario. Como cualquier puerta, el desgaste se siente con el tiempo. El buen mantenimiento no solo mejora la vida útil de su puerta automática, sino también la calidad de la comodidad brindada a largo plazo.

Naturalmente este mantenimiento tiene un costo. Sin embargo, este es para ponerlo en perspectiva ya que a menudo la compañía que se encargará de la fabricación y la instalación de su puerta automática le propondrán seguirla. Esta es la solución más recomendada. El proveedor del proveedor, siempre que sea de calidad, será el mejor capaz de realizar comprobaciones o reparaciones si es necesario.


Instrucciones De Vídeo: Puerta rápida enrollable